ENCICLOPEDIA FINANCIERA

obligaciones pecuniarias


Buscar en Enciclopedia Financiera

Diccionario  |  Terminología  |  Manuales

A | B | C | D | E | F | G | H | I | J | K | L | M | N | O | P | Q | R | S | T | U | V | W | X | Y | Z

Aquellas cuya prestación es la entrega de una cantidad de dinero. Dentro de las obligaciones pecuniarias pueden distinguirse varias categorías. La principal obligación pecuniaria es la deuda de dinero o deuda de suma, que implica simplemente la obligación de entregar esa cantidad de dinero fijada, siendo indiferente el signo monetario en que se efectúe el pago, basta con que se trate de dinero de curso legal. Puede tratarse de una /deuda de moneda individual/ en la que además de la cantidad o suma total debida se concretan las monedas que deben entregarse, tal es el caso del depósito de numerario con especificación de monedas. Otro tipo de obligaciones pecuniarias son las deudas de especie monetaria, en las que fijada la suma a pagar, se determina además la clase o signo monetario en que ha de abonarse, la especie monetaria, p. ej. en billetes de 1000, de 10.000, etc. Por último, hay otro tipo de obligaciones en las que la cantidad a pagar se fija en función del valor en dinero de un elemento tomado como patrón.

obligaciones pecuniarias

En otro orden clasificatorio, y atendiendo a dos de las principales funciones que el dinero puede desempeñar, las obligaciones pecuniarias se distinguen en deudas de dinero y deudas de valor. La deuda de dinero es aquella donde éste actúa como medio de pago o instrumento de cambio de bienes y servicios. La deuda de valor supone que el dinero funciona como medida de valor de bienes y servicios, sustituyendo a éstos cuando no tiene lugar la entrega material. Es el caso de las obligaciones de dar alguna cosa, hacer o no hacer, que pueden convertirse en obligaciones pecuniarias de valor cuando deviene imposible su realización original y se satisfacen por el equivalente, en las indemnizaciones de daños y perjuicios por incumplimiento, y en general, en cualquier otro supuesto donde la entrega de dinero opera como sustitutivo del valor de la prestación primitiva.

Las obligaciones pecuniarias, a excepción de las deudas de moneda individual, son siempre genéricas y fungibles, y nunca podrán devenir de imposible cumplimiento, puesto que siempre existirá dinero. Por otro lado, debe valorarse la falta de productividad que para el acreedor supone el dinero que no tiene en su poder, por lo que es práctica habitual pactar cláusula de intereses, esto es, una obligación accesoria de abonar unos intereses (frutos civiles) juntamente a la restitución del capital principal. Además, en las obligaciones pecuniarias, cuando exista mora, la indemnización de los daños y perjuicios consistirá en el pago de los intereses, que a falta de convenio de las partes, se fija en el interés legal.

Cuestión importante en las obligaciones pecuniarias, derivada de procesos inflacionistas, envilecimiento monetario y posibles devaluaciones, es el riesgo de la pérdida de valor y depreciación del dinero. La suma entregada por el deudor al vencimiento, en muchas ocasiones, tiene un poder adquisitivo menor que al momento de constituirse la obligación. Una solución estrictamente nominalista, supone simplemente la restitución al acreedor de la misma suma, idéntica cantidad a la pactada. Esto perjudica al acreedor y favorece al deudor. Sin embargo, una propuesta valorista, esto es, el abono de una cantidad que al momento del el pago tenga el mismo valor que la suma fijada en la obligación, una suma actual que equivalga al poder adquisitivo originario, resulta más adecuada a los intereses del acreedor. Como regla general, en las deudas de suma prima el criterio nominalista, y en las deudas de valor, la solución valorista, aunque no en todos los casos se determina el momento en que habrá de realizarse la equivalencia.

Un nominalismo estricto, como ya hemos visto, provoca resultados injustos, por ello, se han intentado ciertas medidas correctoras. En primer lugar, las propias leyes en ocasiones contienen algunos preceptos tendentes a la revalorización de los créditos, como las de la actualización de las rentas de arrendamiento. Además, con carácter general es admitida la cláusula "rebus sic stantibus", es decir, cuando se haya producido una alteración sustancial de las condiciones y circunstancias de la relación obligatoria, sin que hubiera sido previsible al momento de constituirse la obligación, habrá lugar a la revisión judicial o, en su caso, a la resolución de la obligación. Por último, y en prevención de estas situaciones, es usual que las partes fijen cláusulas de estabilización correctoras de los efectos del principio nominalista. A continuación enumeramos algunas de las más corrientes:

1.º Cláusula oro o plata. El deudor se obliga a efectuar el pago en monedas de oro o plata. Actualmente ha perdido vigencia al haber desaparecido de circulación estas monedas, y suele reconducirse a la cláusula valor-oro o plata.

2.º Cláusula valor-oro o valor-plata. El deudor se obliga a pagar una cantidad de dinero que permita la adquisición de la misma cantidad de oro o plata.

3.º Cláusula valor moneda extranjera. El funcionamiento es similar al anterior, pero en vez de tomar como referencia el valor oro o plata se toma una divisa extranjera.

4.º Cláusula valor según determinados productos. El patrón tomado como referencia no es un metal o una moneda extranjera, sino ciertos productos básicos, p. ej. el trigo.

5.º Indice de coste de la vida o índice de precios al consumo. Donde la equivalencia de valor viene determinada por los índices publicados gubernamentalmente por el Instituto Nacional de Estadística.

 

Últimas incorporaciones

concursado. Se aplica este término para el deudor civil que, ante una situa...
concurrencia de seguros. Especial situación que se plantea cuando un asegurado tiene con...
concurrencia de créditos. Cuando un deudor se encuentra en una situación de insolvencia p...
concesiones administrativas. Enumeradas en el Plan General de Contabilidad como elementos integrant...
concesión. Licencias o derechos que otorga la Administración públic...
concentración industrial. Fenómeno característico que se originó a partir d...

Siguientes definiciones

obligaciones perpetuas. Aquellas que se emiten sin plazo determinado de amortización, r...
obligaciones puras. Por oposición a las condicionales y a las sometidas a té...
obligaciones recíprocas. Relaciones obligatorias en las que las obligaciones son a cargo de amb...
obligaciones registrales. Según la legislación mercantil, las sociedades llevara...
obligaciones voluntarias. Aquellas constituidas libre y voluntariamente por el deudor y acreedor...
observaciones de corte transversal. Constituyen una sucesión de observaciones cuantitativas de un f...

 

 

Todos los derechos reservados

 contacto publicidad legal Política de Cookies

Enciclopedia Financiera, haciendo fácil la economía